Bodega de viña Emiliana
Bodega de viña Emiliana

Esta viña es biodinámica y adscrita al sistema de Comercio Justo, así que esta visita me interesaba particularmente; esto fue percibido por la guía, quien nos proporcionó mucha más información que lo normal en este tipo de tours.

El entorno es muy tranquilo y hay gallos y gallinas de Guinea picoteando entre las parras, lo que junto a las alpacas hacían aún más interesante el paisaje.

Las instalaciones son lindas y ofrecen alternativas como degustaciones con queso o chocolate y picnics.

Cultivos de plantas para preparados biodinámicos, como la valeriana.
Cultivos de plantas para preparados biodinámicos, como la valeriana.
Gallo trabajando entre las hileras de parras.
Gallo trabajando entre las hileras de parras.

Puntaje general 9 / 10

Valor $13 000 pesos.
Facilidad de reserva Buena. Hice mi reserva por correo y recibí la confirmación pocas horas después.
Información previo a la llegada El sitio de internet es muy completo.
Cómo llegar Se accede a Emiliana directamente desde la Ruta 68 que une Santiago y Viña del Mar/Valparaíso, justo después del peaje Zapata, si vienes desde Santiago. Si viajas desde la costa, ten la precaución de salir de la carretera oportunamente, pues de lo contrario deberás pagar el peaje, retornar y pagar nuevamente el peaje.
Recepción al llegar Buena
Eficiencia Buena
Servicios higiénicos Limpios y agradables.
Cafetería/ restaurante Hay servicio de restaurante de lunes a viernes. Como visité la viña un día sábado no estaba atendiendo.
Tienda Muy bien distribuida. Dispone de la gama completa de vinos. Se vende también miel, aceite de oliva y sombreros producidos por los trabajadores de la viña, dinero que luego va a un fondo especial que beneficia a todos los empleados. Todos los precios son bastante elevados y el valor de los vinos es apenas un poco más barato que en el supermercado.
Idiomas disponibles Inglés y español. Al menos uno de los empleados podía comunicarse en portugués.
Los trabajadores disponen de sus propios cultivos de producción orgánica.
Los trabajadores disponen de sus propios cultivos de producción orgánica.
Las alpacas pastan entre las parras, manteniendo las malezas bajo control.
Las alpacas pastan entre las parras, manteniendo las malezas bajo control.
¡Salud!
¡Salud!
Breve descripción del tour Aunque oficialmente el tour dura 30 minutos, el nuestro se extendió por dos horas, quizás porque demostramos mucho interés o porque no había otra reserva después de nosotros. Nuestra guía era realmente conocedora y le entusiasmaba el tema, por lo que al irnos sentíamos que realmente nos habíamos educado muy bien en agricultura biodinámica. El tour incluye sólo una pequeña parte de los cultivos, pero vimos algunas parras y los distintos animales que integran el concepto holístico de agricultura practicada allí (alpacas, gallos y gallinas de Guinea), así como parte de los jardines orgánicos manejados por los trabajadores, entre otras cosas. No se realiza la vinificación en esta bodega, por lo que no fue posible observar instalaciones ni barricas.
Habilidad del guía para responder a preguntas Muy buena
Degustación 4 vinos, muy buena.

Reseña: Tour en Casa Marín

Casa Marín es una bodega familiar y pequeña, productora de algunos vinos sensacionales.  Me gustó el estilo personalizado del tour y la oportunidad de preguntar específicamente sobre el cultivo de los viñedos. Quedé algo decepcionada de la degustación.

Puntaje general: 7/10

El clima fría de Lo Abarca contribuye a hacer estos vinos tan buenos.
El clima fría de Lo Abarca contribuye a hacer estos vinos tan buenos.

Los detalles:

Valor $ 23 000 por persona, por el tour privado y la degustación (se me ofreció un descuento) Hay otro tour que vale $ 14 000.
Facilidad de reserva Buena. El proceso de reserva por correo electrónico fue rápido y directo.
Información previo a la llegada Buena. El sitio de internet es informativo respecto de los tours.
Cómo llegar Bastante directo.
Recepción al llegar OK. Llegamos antes y nos recibió una persona encargada de ventas. Nuestro guía aún no estaba allí.
Eficiencia Buena.
Servicios higiénicos El baño de la bodega no estaba operativo, por lo que nos llevaron, cruzando la calle, hasta el bar de Casa Marín para usar los servicios disponibles. Les faltaba limpieza.
Cafetería / restaurante Disponen de un sector con un bar que se ve muy agradable, pero que no estaba en funcionamiento ese día.
Tienda Muy básica, sólo vinos de Casa Marín y de otra etiqueta perteneciente a Felipe Marín, llamada Lo Abarca.
Idiomas disponibles Inglés y español
Hay muchas obras de arte en la viña.
Hay muchas obras de arte en la viña.
Al lado de la fuente.
Al lado de la fuente.
Breve descripción del tour La visita es buena y con contenido. En mi correo ya les había comentado que prefería una visita informativa, así que el guía se tomó el tiempo necesario y con agrado.  Nos fue posible caminar entre las hileras e incluso se nos explicó mucho y muy especialmente sobre el proceso de cultivo de las uvas.
Habilidad del guía para responder preguntas Buena.
Degustación Siento que esta parte le bajó el nivel a la experiencia vivida. Sin olvidar que se trata de vinos de alta gama y ganadores de muchos reconocimientos, el hecho de haber pagado por una visita de mayor categoría me hizo sentir que la degustación fue algo mezquina, pues sólo probamos tres vinos y en porciones mínimas. Es poco común que una bodega boutique ofrezca sólo tres vinos, pues incluso las viñas grandes, en sus tours de escala industrial, normalmente presentan cuatro o cinco vinos en la cata.  El premiado Pinot Noir no se abrió durante todo el tiempo en que estuvimos allí, además de estar demasiado frio y necesitar oxigenación.  Asimismo no sirvieron ni el pan ni el aceite de oliva ofrecidos en la descripción del tour; de hecho, no había nada para comer, ni frutos secos o galletas, por ejemplo.
Los suelos también contribuyen a la complejidad de los vinos.
Los suelos también contribuyen a la complejidad de los vinos.
Hora de catar.
Hora de catar.